La Universidad Laboral y el desierto intelectual

  • 17 febrero, 2020

Lluis de Turiellos

Del Blog El Xanu’l Caborniu

Dicen que cuando el diablo no tiene que hacer auyenta moscas con el rabo. Y digo yo que cuando una sociedad anda al pairo, sin un sentido claro, los debates se convierten en un deporte nacional

Esta vez la agitación ha sido por  la Universidad Laboral gijonesa. Ha entrado en el ayuntamiento de la ciudad una propuesta de presentarla para patrimonio de la humanidad, apoyada por la derecha, y la izquierda la ha rechazado.

Han empezado entonces a llover críticas de un lado para otro, pero principalmente para el equipo de gobierno del ayuntamiento gijonés personalizado en la regidora y, curiosamente, dejando bastante de lado la responsabilidad del resto de la izquierda que se ha alineado con él.

El argumento fundamental para no apoyar la propuesta ha sido que esa universidad se construyó en la época de Franco. Y es verdad que se hizo entonces, mialma. Como gran parte del paritmonio cultural nuestro y de otros lados, que se han construido en épocas donde los derechos de las personas y de los pueblos se rompían a cada momento. Las pirámides de Egipto las han hecho esclavos de los faraones. Los teatros, anfiteatros y demás edificios de los romanos también han sido obra de esclavos y, encima, algunos destinados a luchas de gladiadores o genocidios de cristianos. Volviendo a casa, el caserón de la Universidad de Uviéu fue obra de un inquisidor. El arte asturiano, de reyes vinculados con el feudalismo…¿para qué seguir?.

Y como se ha querido aplicar al caso de la universidad gijonesa lo que no un se aplica en ningún sitio, pues pintó que al cabo de pocos días, ha tenido que salir la alcaldesa rectificando y  anunciando que iban a ser ellos quienes hicieran una nueva propuesta para presentar la candidatura a patrimonio de la humanidad. El ridículo estaba hecho y constaba en acta.

¿Y ahora?. Pues cualquiera sabe. A lo mejor, la derecha que apoyaba, ahora rechaza. La otra izquierda que no apoyaba a ver qué hacen. Y el gobierno asturiano que ha escurrido el bulto a ver cómo se posiciona. Que esto es Asturies, donde puede pasar cualquier cosa y donde dicen las lenguas garridas que Murphy ha escrito su conocida ley.

De todas las maneras, aunque al final la candidatura se haya presentado, no pinta clara la cosa. Una experta de nuestra Universidad declaraba que en nuestro continente hay inflación de monumentos declarados como patrimonio de la humanidad y probablemente se quieran promocionar los de otros sitios. Y pienso yo, que esto se asienta más del lado de la política que de otra cosa, y que nada tiene que ver en qué tiempo y bajo qué régimen político se ha levantado el edificio.

Nos espera una legislatura complicada en las dos ciudades más pobladas de Asturies, Uviéu y Xixón. En el caso la capital, ya vemos cómo las gasta el equipo de gobierno encabezado por el alcalde. En el caso de Xixón, han comenzado cargándose el festival del Arcu Atlánticu, ha pasado estos días el asunto de la Universidad Laboral, y parece ser que la utilización del idioma asturiano no está nada claro que avance en las actividades del consistorio.

Cuando la ubre del buen juicio está agotada. Cuando una sociedad desploma. Cuando el razonamiento se sustituye por el dogmatismo alcanforado. Cuando una sociedad avanza imparable para convertirse en un yermo intelectual…pues pasan estas cosas y muchas más. Pero con un denominador común: ahondar en lo negativo. Destruir en lugar de construir. Guiarse por el salvese quien pueda. Y pelearse por lo que haga falta.

Así que mejor, en vez de ponerle el ramo a esta entrada despidiéndome hasta la siguiente, igual es más apropiado despedirme hasta el sarao o despropósito siguiente. Que seguro que vendrán y no serán pocos.

Esta obra está licenciada bajo una Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies