Morrer de frio n’Asturies

  • 2 Marzo, 2018

Va dos díes un home morría de frio en Cangues d’Onís; pasaba la nueche nel so camión. Ayeri la Cruz Roxa de Xixón rescataba a tiempu a otru que durmía, al esmucir de la hipotermia, nuna pista de footing del Kilometrín

Mirando pela ventana la mio casa veo un camión azul, lleva dos años ehí aparcáu. Una familia vive dientro, ensin agua, ensin lluz, coles condiciones básiques de susistencia aseguraes gracies al gabitu de los vecinos. “Tenemos suerte” diz un de los sos habitantes, que prefier nun ser identificáu “tenemos sitiu abellugáu onde tar aparcaos, otros tienen qu’andar moviéndose”; pídeme que nun saque semeya al camión, pa evitar denuncies -na semeya, un del mesmu modelu-.

Nun hai un censu d’asturianos viviendo na cai, en coches o en viviendes ensin les necesaries condiciones d’habitabilidá, muncho menos hai un rexistru de los miles d’asturianos que nun pueden prender la calefación o que viven ensin lluz, pero la precarización del emplegu ya’l difícil acesu a la vivienda producen situaciones como les vivíes esta selmana.

Nun son esceiciones: trabayaores de la Cruz Roxa cuenten qu’atienden a diariu a xente que durme na cai, torgando que’l desenllaz seya fatal más d’avezu. Morrer de frio a un pasu de cases vacíes, la especulación ya l’abandonu de la población na so cara más prieta.

Nuria Prendes

This work is licensed under a Creative Commons Attribution 4.0 International License.

Deixa unha resposta

O teu enderezo electrónico non se publicará Os campos obrigatorios están marcados con *

Este sitio emprega Akismet para reducir o spam. Aprende como se procesan os datos dos teus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies